Cargando contenido

La Fiscalía General les imputó el delito de proxenetismo con menor de edad agravado.

Captura
Los capturados han recibido medida de aseguramiento intramural.
Foto: Colprensa

La Fiscalía General les imputó los delitos de proxenetismo con menor de edad agravado, acceso carnal agravado con menor de 14 años en concurso homogéneo y sucesivo, y en concurso heterogéneo con acto sexual abusivos agravado con menor de 14 años a una pareja que presuntamente ofrecía a su hija a cambio de dinero y mercados en el departamento de La Guajira. 

En la audiencia de imputación de cargos celebrada este lunes, el ente indicó que en diferentes operaciones esta pareja explotaba sexual y económicamente a su hija de tan solo siete años de edad. Prueba de esto, son las declaraciones de allegados a la menor de edad quienes dieron detalles de la forma en cómo era "vendida" por sus progenitores. 

El organismo señaló que a cambio de víveres y elementos de primera necesidad, Eduardo Guzmán de 54 años de edad y Rosalba Pimienta, de 47 años, presuntamente contactaban a gente de la región para que sostuvieran relaciones sexuales con la niña. "Este caso es aberrante", precisó el fiscal a cargo de la investigación durante la diligencia judicial ante un juez de control de garantías de Ríohacha.  

Por estos mismos hechos el Centro de Atención Integral a Víctimas de Abuso Sexual (Caivas) de La Guajira vinculó a la investigación a Nelson Manuel Carrillo Rojas, quien fue judicializado y permanece privado de la libertad por estos hechos, desde el pasado 11 de marzo.

La pareja, quien fue capturada por el CTI de la Fiscalía con apoyo del Ejército Nacional en vía pública de la vereda El Mamey, en jurisdicción del municipio de Dibulla (La Guajira), fue cobijada con medida de aseguramiento en centro carcelario. 

 

Temas

Encuentre más contenidos

Fin del contenido