Cargando contenido

Los habitantes de Punta Arena aseguran que si no se reanundan obras de protección costera se quedarán sin servicio de energía.

Erosión costera
Erosión costera en la isla de Punta Arena.
Cortesía Ana Díaz

La fuerza del mar que golpea sin clemencia las costas de las islas de Cartagena, desprotegidas por carecer de muros que defiendan a las comunidades, tienen en vilo la continuidad en el suministro de energía eléctrica.

Ana Díaz, habitante y líder de la isla de Punta Arena, una comunidad que hace parte de la isla de Tierra Bomba, asegura que la erosión se ha agudizado hasta el punto que ha socavado el subsuelo dejando expuestas las redes de energía, donde los postes y los cables están a punto de ser tragados por el mar.

Sostiene que si no se hace una pronta intervención se quedarán sin servicio de energía. "Estamos preocupados porque el cable submarino está erosionado y esa erosión nos puede dejar sin energía eléctrica y no sabemos por cuanto tiempo. Ya estamos sintiendo las oscilaciones de voltaje, se están dañando eléctricos. Estamos preocupados por esta situación", expresó.

Electricaribe, por su parte, desde la Oficina de Comunicaciones, informó que la erosión y la salinidad están incidiendo en las interrupciones que se han venido registrando en el servicio, al igual que señaló que en la zona insular vienen trabajando en un plan para minimizar los impactos y garantizar el servicio. Sin embargo, indicó que las medidas son provisionales, ya que la solución definitiva es un proyecto de protección costera en el cual trabaja la alcaldía.

Clara Calderón, secretaría de Infraestructura, manifestó que se han realizado gestiones con el Gobierno Nacional para la reactivación de las obras, donde afirmó que se han dispuesto de $5.900 millones, pero que están a la espera de la respuesta que entregue la Autoridad Ambiental de Licencias Ambientales (Anla) y el Departamento Nacional de Planeación.

"Desde hace siete meses venimos trabajando para poder levantar la parálisis que se tiene por parte del DNP en lo que tiene que ver con el giro de pagos y la Anla en cuanto lo que tiene que ver con la parálisis de las obras", apuntó.

Para este martes, el alcalde (e) Sergio Londoño Zurek asistirá a una reunión en Bogotá con la Anla donde se buscará que la autoridad ambiental levante la suspensión de las obras, que se encuentran paralizadas desde el 2016.

Fuente

RCN Radio

Encuentre más contenidos

Fin del contenido