La Fiscalía General de la Nación reveló que actualmente trabaja en la recolección de pruebas por el caso de corrupción del Canal de Isabel II, de manera conjunta con autoridades españolas, para dar con los responsables de la presunta corrupción y desvío de dineros pertenecientes a fondos públicos en la región de Madrid, en manos de los conservadores en el poder en España.

El Fiscal Néstor Humberto Martínez, señaló que desde hace tres días adelantan una inspección judicial a las oficinas del grupo Inassa en Barranquilla, apoyados por la agencia de investigación anticorrupción de España, con el fin de recolectar toda la información que se tiene por este caso.

“Estamos llevando a cabo diligencia de allanamiento y acreditación de evidencias documentales, dentro de la operación acordeón, que realizamos de manera conjunta con la Fiscalía de España”, dijo el Fiscal.

La investigación se centra en malversaciones relacionadas con la empresa pública de gestión del agua de la región de Madrid, el Canal de Isabel II.

Esta empresa tiene presencia en América Latina, aunque en 2016 anunció el cierre de la mitad de las 20 sociedades en la región en el marco de una reestructuración. Sigue presente en Colombia, Ecuador, Panamá, República Dominicana y Brasil.

En el caso de Colombia, tiene presencia con el Grupo Inassa, que es investigado por fraude y lavado y es socio de la compañía Triple A de Barranquilla.

Triple A, que es propiedad de más de la mitad de los españoles, desde 1992 opera los servicios de acueducto, alcantarillado y aseo en Barranquilla y en la actualidad da cobertura a trece municipios del departamento del Atlántico.