Cargando contenido

La Policía recuperó los productos hurtados y procedió a capturar a los responsables.

El intento de saqueo ocurrió hoy en al mañana.
Los capturados quedaron a disposición de la Fiscalía.
Cortesía/Policía

Problemas de orden público se registraron en el corregimiento de Mariangola, zona rural de Velledupar, ocasionados por un grupo de personas que ubicaron un vehículo de carga que transportaba víveres y de inmediato procedieron a saquearlo.

Al sitio llegaron policías en servicio, adscritos a la subestación de la población, pero fueron atacados por la comunidad, lo cual obligó a pedir refuerzos para controlar la situación. 

Posteriormente, al sitio llegaron uniformados del Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad) y la Seccional de Tránsito y Transporte quienes, de manera inmediata, controlaron el hecho violento, logrando la recuperación de una importante cantidad de los víveres hurtados.

Lea además: Desinfectan sitios públicos en Valledupar para evitar contagios

En esta acción fueron capturadas tres personas, las cuales quedaron a disposición de la Fiscalía en Valledupar.

La Policía del departamento invitó a la comunidad a no tomar las vías de hecho, toda vez que se adelanta la entrega de mercados, por parte de la Gobernación y Alcaldía, las cuales se están cumpliendo con el acompañamiento de la fuerza pública.

En los últimos ochos días se han registrado, en varias regiones  del Caribe, problemas de orden público protagonizados por personas que reclaman ayudas económicas y los alimentos para poder afrontar la cuarentena ordenada por el Gobierno Nacional para evitar que el Covid-19 siga avanzando.    

Le puede interesarProcuraduría vigila la distribución de mercados en Córdoba

Recientemente, se registraron desórdenes y bloqueos de carreteras , en los municipios de Tolú y Sampués, en el departamento de Sucre, por personas que reclamaban ayudas alimentaria.

De otro lado, en la entrada del barrio Óscar Guerra, en el sur de Valledupar, desde hace unos días se ubicó el personal de vigilancia para supervisar que sus cerca de mil moradores, se laven las manos muy bien y se quiten los zapatos, antes de ingresar al sector. 

Dichas medidas se tomaron luego de la llegada del primer caso de coronavirus a la capital del Cesar.

 

 


 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido