César Sierra, dueño de una gasolinera en La Guajira, denunció que existen diferencias de precios hasta de un 400% con respecto a la gasolina que venden los venezolanos, lo que les está dejando importantes pérdidas en sus negocios. "Ya te podrás imaginar, en la actualidad un galón de gasolina en la calle te vale alrededor de 1.500 pesos mientras que el que nosotros compramos legal, cuesta 5.000 pesos; hay una diferencia muy grande y tenemos una competencia que no podemos sostener", dijo Sierra. (Lea también: Presidente asigna nueva Gobernadora encargada de La Guajira) Pese a que las autoridades les han reportado operativos para erradicar el contrabando, "ellos no alcanzan a comprobar realmente la magnitud del contrabando que existe tan impresionante porque hacen incautaciones de 40 mil o 50 mil galones al mes pero al municipio de Maicao llegan 250.000 galones por día, es decir, 7 millones de galones al mes". Sierra le hizo un llamado al gobierno por la crisis que están atravesando las estaciones de gasolina porque además de la competencia ilegal, deben pagar impuestos y empleados. "Tienen que aumentar el pie de fuerza, actualmente estamos en una relación de 10-90 con respecto al contrabando y además necesitamos la presencia del ministerio de Minas y de la Cancillería porque el ingreso de venezolanos al departamento es impresionante". Según este reporte, 190 propietarios de estaciones de gasolina se han quebrado y actualmente hay más de 400 puntos de venta informales de combustible que el año pasado oscilaba entre los 90 y 100 puntos de venta.