El gobernador de Bolívar, Dumek Turbay Paz, quien se encuentra adelantado visitas en el sur del departamento, no dudó en responsabilidad al Ejército de Liberación Nacional (Eln) del atentado que se registró el pasado fin de semana a la Estación de Policía en Buenavista, del municipio de Santa Rosa del Sur y que cobró la vida de dos uniformados y dejó gravemente herido a otro. El mandatario, tras una reunión con autoridades de la zona y representantes de la Fuerza Pública, manifestó que el Sur de Bolívar es una región que quiere la paz y frente a este ataque, el Eln demuestra sus reales intenciones de continuar con la guerra en el país. "No hay ninguna duda que es el Ejército de Liberación Nacional el que cometió ese atentado. Fue terrible lo que vivieron los habitantes de Buenavistas y ha sido terrible que hayan asesinado cobardemente a dos policías de la patria. Es terrible que le apuesten a la guerra, a la violencia y no a la paz. Nuestra región es una región que quiere la paz, quiere hechos de paz y esto no ayuda en nada", afirmó. En el atentado a la Estación de Policía de Buenavistas, murió el intendente Manuel Guillermo Galvis y el Patrullero Ferney Alexander Posada Chavarría. También resultó herido el patrullero José Rivas Contreras. Los fallecidos y el herido fueron trasladados a la ciudad de Barrancabermeja, en el departamento de Santander.