Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

El herido estaba con quemaduras luego de la explosión.
Cortesía

Cuando el camión cisterna lleno de gasolina se derramó en Tasajera, en el kilómetro 47 de la carretera Ciénaga- Barranquilla, nadie tenía idea de lo que sucedería. Era tal la sensación de normalidad, que los uniformados que estaban en la zona se dedicaron simplemente a mirar la escena, como si fueran simples espectadores.

En medio del caos, luego del incendio, también se conoció el caso de un hombre temerario que se hizo más fuerte que el poder de las llamas que envolvió a varios campesinos humildes que intentaron coger algo de gasolina del vehículo. Él arriesgó su vida para salvar a su hermano y se metió al fuego para extraerlo del peligro.

Lea ademásHospital de Corferias solo tiene 48 camas ocupadas

Manuel Robles, de 25 años, llegó al lugar en su mototaxi pocos segundos antes de la explosión, a escasos segundos de que su hermano Cesar estuviera envuelto en las llamas. Testigos de la zona contaron que luego de la explosión, el joven se metió a las llamas y se quemó parte de la piel y el cabello para salvarle la vida a su hermano.

A pesar de que se había quemado las manos y parte de los brazos porque apagó a su hermano casi literalmente con la fuerza y la presión de su cuerpo, el hombre sacó fuerza para llevarlo al hospital en su vehículo de trabajo. Actualmente, los dos se encuentran en el hospital recuperándose de las heridas.

Lea tambiénQuince días de duelo en Pueblo Viejo por la tragedia de Tasajera

Según el último reporte, 16 personas fallecieron y se registraron 75 quemados. Entre los heridos hay personas que se encuentran muy graves y se le están brindando una asistencia rigurosa con el fin de minimizar el tamaño de tragedia.

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.