En un operativo conjunto entre la Policía de infancia y adolescencia y la Sijín se logró  en las últimas horas la incautación de más de una tonelada de pólvora. Los operativos se llevaron a cabo en los barrios de Olaya Herrera, Nuevo Bosque, centro histórico, terminal de transportes  y mercado de Bazurto.  La Policía aseguró que los resultados se dieron gracias a las informaciones aportadas por la comunidad, que denunciaron en mas de una ocasión la comercialización de estos artefactos,  los cuales están avaluados en 250 millones de pesos aproximadamente. Según las primeras pesquisas, la pólvora iba a ser comercializada en durante la epoca de fin de año, especialmente en la noche de las velitas. La Policía aseguró que  estas acciones se estarán incrementando en los diferentes barrios y sectores de la ciudad. La pólvora incautada es dejada a disposición de las Alcaldías Locales para su posterior decomiso y destrucción.