La condena de 40 años de prisión e inhabilidad por 20 años para ejercer sus funciones fue proferida por el juez único especializado de Sincelejo contra el mayor del ejército Orlando Céspedes Escalona, quien era el subcomandante de la Fuerza de Tarea Sucre.



El proceso se inició en 2008 tras los hechos en que 11 jóvenes de Toluviejo, Sucre, entre ellos un menor de edad, fueron contratados para supuestos trabajos en fincas y luego aparecieron muertos en supuestos combates con esa unidad militar o en casos de extorsión.

Céspedes está detenido desde 2012.

Por estos hechos ya fue condenado el coronel (r) Luis Fernando Borja Aristizábal, entonces comandante de la Fuerza de Tarea Conjunta de Sucre.

Además Robinson Barboza Almanza, Andrés Narváez Corrales, Andrés Pacheco Hernández y José Ramos Castillo, quienes contactaron a las víctimas para los supuestos trabajos en fincas.