Cargando contenido

Coronel Carlos Vargas.

A medida que se acercan las horas  para las elecciones   el ambiente sigue  tenso  en municipios como Puerto Escondido,  Chinú y San José de Uré  donde hubo intento de toma a las registradurías.

El intento de asonada fue  por cuenta de  malas decisiones de registradores delegados que han provocado reacciones agresivas de  simpatizantes de algunas campañas al sospechar de planes para cometer   fraudes electorales.

Así lo confirmó   el comandante de la Policía de Córdoba, coronel Carlos Vargas Rodríguez, quien le pidió tranquilidad  a las diferentes campañas políticas en todos los municipios.

Durante toda  mañana de hoy  altos oficiales de la Policía y Ejército estuvieron reunidos analizando los municipios  donde   hay información puntual  de anuncios de disturbios si determinados candidatos no ganan.