El Procurador General de la Nación, Alejandro Ordoñez, dio a conocer que “hay dos factores que pueden lanzar un manto de duda al proceso electoral”. Dijo que estos dos factores están identificados como la trashumancia electoral y la participación en política de funcionarios públicos. En torno a la trashumancia manifestó que “hemos encontrado una circunstancia bastante novedosa en el proceso electoral la cual no se había dado antes. Se trata de la manipulación de las bases de datos del Sisbén”. Agregó que estas bases de datos han sido manipuladas por parte de alcaldes del país. “¿Y cómo están haciendo algunos alcaldes para lograr desaparecer el rastro de trashumancia? Registraron a ciudadanos en las bases de datos del Sisbén los mismos días en que estos ciudadanos estaban inscribiendo las cédulas, porque una de las pruebas para descubrir esa trashumancia era la información que se obtenía de las bases de datos del Sisbén”. Aseguró que como autoridad disciplinaria procederá a actuar en contra de estos mandatarios y que en cerca de 200 municipios fueron manipuladas las bases de datos. En cuanto a la participación de funcionarios públicos en política, afirmó que este tipo de hechos siempre se ha visto pero “ahora ha roto lo razonable en la intervención de la actividad electoral…está desbordándose”. Aseguró que “desvergonzadamente están interviniendo en política, poniendo al servicio, poniendo la función, poniendo la investidura y el peor caso…el presupuesto al servicio de la actividad electoral”.