Foto suministrada Camino Adelita de Char

Sesenta casos documentados de personas, entre ellos varios niños con problemas de salud procedentes de Venezuela, han sido atendidos en el Red Pública de Salud del Distrito de Barranquilla, según lo confirmó a RCN Radio la directora del la E.S.E Hospital de Barranquilla, Hiperlía Salas. De acuerdo con la funcionaria, la grave crisis económica y alimentaria que vive el vecino país ha ocasionado que miles de venezolanos y colombianos que residen es ese país hayan llegado a Barranquilla en busca de alimentos y atención médica. "El problema es bien grave, aquí en la Red Pública hemos atendido más de 60 casos de personas que han presentado algún grado de desnutrición  y otro tipo de patologías asociado a ella. Aquí llegan diariamente personas que requieren atención médica especialmente niños que se encuentran desnutridos por la falta de alimentación, pues sus padres nos dicen que pasan días sin comer por que no se consiguen alimentos en ese país", precisó la funcionaria. Muestra de ello es el caso de un menor de dos años procedente de Venezuela, quien presenta una parálisis cerebral, y llegó hace dos meses con un peso de un niño de 8 meses de nacido, por lo que fue internado en la Unidad de Cuidados Intensivos del Camino Universitario  Adelita de Char, y luego de un trabajo médico interdisciplinario se ha logrado recuperarlo en un 60%, para que llegue al peso que corresponde a su edad. Rubelis Rendiles, la madre del menor dijo a RCN Radio que su hijo pasaba física hambre en Venezuela, no por falta de dinero, sino por falta de comida, pues no se consigue la leche que el niño requería para su edad y la comida que le daban le ocasionaba problemas de salud. "El niño pasaba hasta un día sin comer nada allá en Venezuela, pues a pesar de que mi marido trabajaba y conseguía el dinero, no encontrábamos alimentos para nuestros dos pequeños, y por eso decidimos venirnos para Colombia, pues la familia de el vive en Santa Lucía" dijo Rendiles. Otro de los dramas que viven las personas que deciden pasar la frontera es que se encuentran indocumentadas y esto no les permite acceder a ningún servicio de salud y tampoco emplearse en Colombia. Rubelis, señala que su hijo es un extranjero en este país y necesita continuar con el tratamiento cuando salga del hospital. "Yo me he dirigido a la registraduría para ver como solucionamos, pues mis hijos no tienen un registro civil aquí en Colombia, pedimos a las autoridades que nos ayuden", precisó. Finalmente Rubelis Rendiles, indicó que todos los días muchos venezolanos atraviesan la frontera buscando un futuro mejor para ellos y sus hijos y llegan a ciudades como Barranquilla y Bogotá, por lo que pide de las autoridades colombianas un apoyo para su legalización en este país.