Cargando contenido

Foto:Archivo

La historia de Tierrabomba en las elecciones a congreso, se repite este 25 de octubre con los nativos de Playa Blanca en la isla de Barú, un polo de desarrollo turístico frente a las costas de Cartagena.

Cerca de 400 ciudadanos, decidieron no votar ante la falta de respuestas del alcalde, Dionisio Vélez a un fallo de tutela de la Corte Constitucional que ordena la inscripción del Consejo Comunitario de las Comunidades Nativas y la realización de una consulta previa frente a la construcción de un megaproyecto turístico.

Según David Miranda, presidente del Consejo Comunitario, en Playa Blanca, es evidente la negativa del distrito de buscar los mecanismos necesarios para la realización de la consulta previa que de vía libre a la protección definitiva de los derechos de los nativos.

"Hace 15 años venimos peleando con todos los alcaldes, porque cuando llegan a ese puesto se entregan a los que tienen dinero y por eso no nos prestan atención, entonces no vale la pena seguir votando en esas condiciones, vivimos olvidados y abandonados por la clase política", afirmó el lider social.

Esta zona de la isla de Barú, por su belleza natural, es una de las más visitadas por los turistas nacionales y extranjeros que llegan a Cartagena.