Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Iglesias coronavirus
AFP

Por frases como "yo ya estoy vacunado con la sangre de Cristo" o "Jesucristo me protege", los sermones cambiaron en los púlpitos de las iglesias evangélicas de Soledad, Atlántico.

Lea además: Deportistas de Barranquilla lanzan SOS por falta de apoyo económico para competencias

Es por esto que desde este fin de semana, los pastores se convirtieron en "vacunadores de información" ante la negativa de un alto número de personas a recibir su dosis contra el Covid-19 en este municipio.

La Secretaría de Salud los buscó como aliados para incluso convertir estos centros religiosos en puntos de vacunación, en los que hasta la secretaria Maryela Barrios ha tomado el micrófono para ganarle la batalla a la calumnias apocalípticas que rodean a las vacunas.

“Algunas personas dicen que es un imán. Que le están poniendo un chip. Que nos están marcando con la marca de la bestia. Nos hemos encontrado inclusive con católicos que dicen que no se van a vacunar, que tiene el temor que ellos están con Dios y que ya les dio la enfermedad. Dicen que le tienen más miedo a vacunarse que a la enfermedad”, indicó la funcionaria preocupada por la poca afluencia de personal.

Señaló que a quienes definitivamente no quieren aceptan recibir la dosis les piden firmar un documento de disentimiento en el que asumen la responsabilidad por no querer recibir la vacuna.

Lea también: Plantón en Valledupar por desaparición de comerciante desde hace varios días

“Asumen la responsabilidad por no querer recibir la dosis. Pocas personas dice que no. Estamos previniendo esas complicaciones que son los que llevan a la muerte a una persona que le da Covid-19”, expuso.

La preocupación de las autoridades se centra ahora en que en redes sociales se estarían compartiendo mensajes adversos.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.