Cargando contenido

Este lunes, habrá una reunión entre autoridades nacionales y locales para definir una solución.

Este lues, habrá una reunión entre autoridades nacionales y locales para definir una solución.
Playa Blanca entre el caos y la desidia: alcalde debe definir su futuro
Julis Carmona

Cada año, Cartagena experimenta un “deja vu” cuando se encuentra en temporada turística alta. Sus balnearios, en especial Playa Blanca, suelen acaparar la atención de propios y visitantes, ocasionando que estos sitios se vuelvan caóticos, y prácticamente colapsen.
 
Aunque las autoridades afirman que están preparadas y que está garantizado el orden, lo que se observa en estas épocas vacacionales, es que en estos escenarios “no existe ni Dios, ni Ley” .
 
Proliferación de basura, aumento en el acoso de los vendedores ambulantes, cobros exagerados y embarcaciones que transitan sin ningún tipo de precaución, saltan a la vista por estas fechas.
 
Precisamente, la última problemática ocasionó a comienzos de año tres accidentes. Del lado de la autoridad, el vicealmirante Andrés Vásquez, comandante de la Fuerza Naval del Caribe, sostiene que se están tomando las medidas.
 
Lea también: Procuraduría pide suspender turismo y comercio en algunas playas de Cartagena

“Las acciones en todo momento se han implementado de acuerdo a las capacidades que tiene cada una de las instituciones que velan por la seguridad del turismo en Cholón y Playa Blanca. Indiscutiblemente tenemos que hacer mejoras, pero estas requieren una cuantiosa inversión, las cuales deben ser incluidas en el plan de desarrollo”, dijo el vicealmirante Andrés Vásquez.

La Procuraduría General de la Nación envió una solicitud de urgencia al alcalde de Cartagena, William Dau Chamat, en la que le pide evaluar la suspensión de inmediata del turismo y ciertas actividades comerciales en los sectores de Playa Blanca y Plata Cholón.

 “Reiteradas situaciones de inseguridad que ocasionaron la muerte de un turista. Los frecuentes accidentes, las fallas de las ambulancias acuáticas, los excesivos cobros en servicios turísticos, bebidas y alimentos”, advirtió el Ministerio Público.

Además, recomienda que,  “exista control de la capacidad de las playas, garantizando servicios de asistencia médica, primeros auxilios, ambulancia marítima, servicios de rescate y guardavidas, protección al turista, control de embarcaciones de turismo y motonaves de recreación, control sanitario efectivo, que incluya bebidas y alimentos”.

Anato también se sumó a este llamado, “consideramos importante que se contemple un posible cierre temporal de Playa Blanca, como una posibilidad de solución”, expresó María Camila Carrascal vocera de Anato. 

Lea también: Alcaldía de Cartagena decidirá sobre suspensión de actividades en playas

Sin embargo, materializar el cierre para el caso de Playa Blanca, no es fácil, teniendo en cuenta la posición que por años sobre el tema han expresado los nativos de la zona. 

El secretario del Interior David Munera,  considera que la decisión que se tome se hará en consenso con las comunidades y se convocó a un consejo de seguridad para este lunes 20 de enero, al que asistirán todas las autoridades, con el fin de analizar lo que ha ocurrido en esa zona insular. 

“Fruto de estas dos reuniones, el alcalde se pronunciará y se tomarán las medidas pertinentes con relación a esta solicitud que elevó la Procuraduría”, indicó Múnera. 
 
Mientras se define por parte de las autoridades qué se va a hacer, continuarán las playas de Cartagena y en especial Playa Blanca, padeciendo por un turismo que amenaza su conservación y en donde, como todos los años, el problema parece agravarse aún más.

Playa Blanca Cartagena
Julis Carmona
Playa Blanca Cartagena
Julis Carmona
Fuente

Sistema Integrado RCN Radio

Encuentre más contenidos

Fin del contenido