Cargando contenido

Desde 2014, el mal estado de las vías en el sur del departamento han dejado 311 personas muertas, aseguran los manifestantes.

311 personas han muerto en diversos accidentes de tránsito por el mal estado de las vías
organizadores paro

Continúan los bloqueos en el departamento de La Guajira. Doce de los quince municipios de la región se han visto afectados por el paro cívico que adelantan desde hace 72 horas habitantes y organizaciones sociales.

A las protestas se han unido organizaciones indígenas como Gran Nación Wayúu y Sintracarbon, resguardos indígenas y la comunidad en general. Están exigiendo inversiones del gobierno nacional en temas de vías, seguridad, transporte y alimentación escolar, desabastecimiento de combustible y la culminación del proyecto de la represa del río ranchería, entre otros. 

Desde el 2014, aseguran los líderes del paro departamental, 311 personas han fallecido en las vías del departamento de La Guajira. "Son millones de pesos los que debe pagar el gobierno para indemnizar a esas familias; con ese dinero ya hubiéramos arreglado las vías y hasta sobran recursos" agregó Avelino Solano dirigente cívico y uno de los organizadores del paro. 

En contextoEn disturbios terminó primera jornada de paro cívico en Fonseca (La Guajira)

Según los transportadores, se ha perdido la cuenta de los accidentes que diariamente se vienen presentando en la vía que de Riohacha comunica con Valledupar, por esquivar huecos.

Ante la dificultades para el ingreso y salida de los trabajadores vía terrestre y aérea, la multinacional Cerrejón informó que ha disminuido la actividad productiva. También invitó al diálogo y a evitar las vías de hecho.

El gobernador encargado de La Guajira, Wilbert Hernández, explicó que otras de las razones de las protestas son el mal estado de las vías, el cobro que la comunidad considera indebido de peajes, irregularidades en el transporte escolar y la falta de combustible para la comunidad.  

"Tenemos más o menos doce puntos en los que los ciudadanos están interrumpiendo el paso de la vía que comunica con el departamento del Cesar, desde hace dos días. En general, las personas han tenido un buen comportamiento; sin embargo, el martes en la noche tuvimos un altercado en el que la policía intervino y evitaron que la alcaldía municipal de Fonseca fuera destrozada", señaló Hernández.  

Audio

[AUDIO] Wilbert Hernández, gobernador encargado de La Guajira, sobre paro cívico.

0:27 5:25

El gobernador reveló que las protestas iniciaron por una carretera que está muy mal estado a la altura del municipio de San Juan. "Hay un peaje que se cobra por esa carretera y pues ellos solicitan que sea reparada o, de lo contrario, se suspenda el cobro hasta que se solucione".  

Los comerciantes  legales de combustible se sumaron al paro departamental. Aseguran que a pesar de la adición de combustible hecho por ministerio de minas de 3.316 galones el día sábado, desde el pasado martes el norte del no hay combustible.

Solamente el sur del departamento no ha podido sacar el combustible por el paro; la comunidad guajira pide un cupo estable para el departamento de esa manera elimina el contrabando.

Lea tambiénCongresistas piden replantear modelo de lucha contra las drogas

Sobre el tema, el gobernador Hernández explicó que "se está consumiendo más combustible en el departamento y ya no estamos adquiriendo gasolina desde Venezuela, por la crisis que vive el vecino país. Sin embargo, aunque tenemos largas filas en las estaciones de gasolina, no se ha presentado desabastecimiento total". 

Transporte

Las comunidades indígenas, por su parte, exigen la contratación del transporte escolar ya que el contrato estuvo vigente hasta el mayo 31. En este momento, cerca de 8.000 estudiantes no tendrán cómo ir a clases al regresar de las vacaciones en las zonas rural de gran parte del departamento. 

Wilbert Hernández indicó que se han adelantado conversaciones con la policía y el Ejército. "Ellos me dan cuenta de cuatro detenidos".

Disturbios en la población de Fonseca, en La Guajira
Disturbios en la población de Fonseca, en La Guajira.
Cortesía

Se espera que en las próximas horas se realice una reunión en Riohacha con el director del Invías, Juan Esteban Gil, quien llega a la ciudad de Valledupar y se desplaza hacia Fonseca para participar de una mesa de diálogo con la comunidad.

Sin embargo, la comunidad indica que necesitan la presencia de las ministras de Educación, Transporte y Minas, de lo contrario no se levantará el paro.

Sobre la troncal del Caribe se mantiene zozobra ante los plantones por parte de los manifestantes, organizaciones sindicales y la comunidad, que se encuentran apostados a lado y lado de la vía en diversos puntos, restringiendo por tiempos prolongados  el paso vehicular. 

Nadie nos da respuesta: líder cívico

A su turno Jaime Alonso Daza, líder cívico del paro en La Guajira, afirmó que existe en la comunidad una preocupación ya que perciben un abandono por parte de las autoridades, al no reparar una vía principal que tiene 130 kilómetros y cuyo trayecto es vital para la conectividad del departamento.

Vea tambiénHombres llegaron disparando a velorio que se desarrollaba en Barranquilla

Daza indicó, en diálogo con RCN Radio, que la manifestación obedece porque se cumplieron 17 años del estado crítico de la vía, situación que afecta otros sectores como la prestación de salud y educación.

Audio

[AUDIO] Jaime Alonso Daza, líder cívico del paro en La Guajira

0:27 5:25

“Este es un clamor de la comunidad que hace mucho tiempo se viene dando, pero se desafortunadamente no se le ha prestado la debida atención por parte de las autoridades municipales, departamentales y nacionales. Los problemas se vienen profundizando cada día que pasa sin que se de una intervención para su mantenimiento de la vía”, sostuvo Daza.

Agregó que “esa es la principal arteria vial de La Guajira. Se tiene unos peajes pero no se ha invertido en la vía; son 130 kilómetros que están en mal estado. Es que las imágenes hablan por sí solas con unos cráteres en la vía de 40 centímetros”.

El líder cívico recordó que se incumplieron una serie de acuerdos que se habían pactado en marzo con las autoridades, para definir una partida presupuestal para el mantenimiento de la vía.

“El 13 de marzo se llegó a unos acuerdos pero no se ha cumplido ningún punto de lo pactado, en el que se definieron unos recursos para poder salvar la vía. Se dice que no hay ningún avance sobre proyectos; además, han pasado muchos gobernadores y no hay solución” recalcó.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido