Cargando contenido

El Senado aprobó la prohibición de venta y uso de plásticos e icopor en el archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina.

En el archipiélago se prohíbe la venta y uso de plásticos e icopor
RCN San Andrés

Habitantes de San Andrés celebraron la aprobación en la plenaria del Senado de la República en último debate, del proyecto de ley que busca prohibir la comercialización y el uso de materiales plásticos en las islas, tales como pitillos, vasos y todo tipo de productos de difícil reciclaje.

Estos elementos deberán ser reemplazados por otros que sean de fácil degradación. Con esto se garantizará el mantenimiento del orden ecológico existente, ya que estos elementos serán reemplazados por otros biodegradables.

Lea aquíLey que prohíbe plásticos en San Andrés también es para buques que dejan basura

El proyecto de ley presentado por el senador liberal Guillermo García Realpe también prohíbe la venta y comercialización de material como el icopor en la isla de San Andrés y Providencia.

Jorge Sánchez, ambientalista de la isla, dijo que “el mundo entero tiene que cambiar su forma de consumir. Los objetos de un solo uso tendrían que ir cada vez dejándose a un lado. Las bolsas plásticas, el icopor y todos estos contaminantes realmente están acabando con los ecosistemas, no solamente en la isla, desafortunadamente es una realidad y me alegra que Colombia esté dando un paso adelante. Es un ejemplo de como San Andrés se acoge y da la batalla en la guerra contra estos residuos”.

Las amas de casa en San Andrés también recibieron la medida con la esperanza de que las islas estén libres de estos contaminantes del medio ambiente, como lo manifestó la señora Claudia Mora.

Lea ademásLey que prohíbe plásticos de un solo uso en San Andrés pasó en último debate

“Yo pienso que está bien porque el plástico demora mucho en degradarse y se genera mucho plástico en la isla; es mucho más difícil deshacerse de él. Tenemos que tomar conciencia de que nuestras aguas deben cuidarse”, dijo.

Ahora deberá surtirse un proceso de transición de dos años, para que los comerciantes encuentren los elementos de reemplazo necesarios sin afectar la prestación del servicio.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido