Luego de presidir la reunión de Junta Directiva de Aresur, el gobernador del Atlántico, Eduardo Verano de la Rosa, anunció que, de manera concertada con los alcaldes se acordó reestructurar el proceso de escogencia para el operador de acueducto y alcantarillado en esa subregión del territorio. “Se hizo un análisis exhaustivo del riesgo del proceso de licitación y se determinó que tanto los estatutos de Aresur como el manual de contratación están contextualizados en el sector privado, por ello, se tomó la decisión de reestructurar el proceso para corregirlos y modernizarlos”, explicó Verano. El mandatario departamental manifestó que la medida es necesaria para garantizar un proceso sin ningún tipo de falencia y asegurar el mejor servicio para la población que reside en los municipios del sur del Atlántico. “El proceso de reestructuración tendrá una duración de 4 a 5 meses y en ese periodo de transición la Gobernación y las alcaldías del sur garantizaremos el suministro del servicio de agua potable a los pobladores de esa subregión”, precisó el gobernador Verano. Agregó que el concesionario que se escoja como operador del acueducto y alcantarillado del sur del Atlántico tendrá la responsabilidad de trabajar en los campos de mercadeo, facturación y comercialización del servicio para garantizar un equilibrio entre ingresos y prestación del servicio.