Se acaba el agua en Tuchín. Foto/ Cortesía /Deiby Palomino.

Cerca de 60 mil personas están damnificadas por falta de agua  tras los efectos de la sequía en el Resguardo Indígena  Zenú que comprende los municipios de Tuchín, San Andrés de Sotavento y Chimá. Según lo explicado  por el cacique indígena,   Eder Espitia, el fuerte verano ha provocado muerte de animales y ha afectado la producción de caña flecha. “ El cultivo de caña flecha  requiere mucha  humedad , obviamente la fuerte sequía ha disminuido la producción y comenzó a escasear la materia prima” explicó el dirigente indígena. Además, hay emergencia en la zona rural porque en los pozos y represas desaparecio el agua por lo que se requiere ayuda urgente de envío del líquido mediante carrotanques. De igual forma, dijo que los cultivos de pan coger como yuca y ñame han desaparecido en esos regiones.