La Institución manifestó que son varias universidades que utilizan este método de admisión. 

La Universidad de Cartagena contempla la posibilidad de modificar la admisión de sus estudiantes para el año 2019, que pasaría de un examen contratado con la Universidad de Antioquia a una selección de acuerdo con los puntajes de las pruebas Saber 11 del Icfes. Edgar Parra Chacón, el rector de la institución, explicó que una comisión analiza los puntos favorables y desfavorables de la decisión. 

“El Consejo Superior, en reunión extraordinaria, nombró a una comisión que estudiara los aspectos positivos y negativos de seguir con el examen, como también los escenarios posibles tras acabar el examen y que los estudiantes entren con sus pruebas icfes del grado 11” dijo Parra Chacón.

La iniciativa busca también que los estudiantes beneficiados con el programa ‘Ser pilo paga’ ingresen más a la universidad pública, dado que el Estado entrega unos 6 millones de pesos por cada estudiante matriculado en la institución “esto va ser muy benéfico para las finanzas en la medida que tengamos estudiantes por este tipo de apoyo” 

La Universidad de Cartagena también se ahorraría recursos con esta nueva metodología, “será el Consejo Superior quién tome la decisión de seguir con el examen de admisión, que tiene un costo alto, a diferencia de la metodología que contempla los puntajes del icfes” agregó Parra

Pese a las buenas expectativas del rector, entre los estudiantes la intención no ha sido celebrada. Sergio Muñoz, miembro de la Organización Colombiana de Estudiantes en Bolívar, no se trata de una estrategia para mejorar la calidad, sino para captar recursos, “es una reforma pensada para ‘Ser Pilo Paga’, que no son ingresos permanentes para la universidad”

Muñoz agregó que esto aumentaría la desigualdad en el acceso a la educación, “esto pasara entre las personas que tienen los recursos y aquellos que están en un colegio público, se va a generar una brecha inmensa y vamos a ver que van a ser la mayoría de los hijos de los estratos 1, 2  y 3”’

Por el momento la vigencia del contrato Universidad de Cartagena y la Universidad de Antioquia está hasta el 2018. El Consejo Superior de la Institución, entre enero y febrero, tomaría una decisión.