Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Viviendas gratis de Cancillería en Paraguachón: inundadas y sin servicios ni escrituras

Casas de Paraguachón no aguantaron el primer aguacero.


Por: Pepe Morón

Sin servicios, inundadas y sin escrituras, permanecen las viviendas de interés social, entregadas por el Gobierno Nacional, a través del Ministerio de Relaciones Exteriores en Paraguachón.

Las 94 viviendas que entregó la Cancillería Colombiana en el corregimiento de Paraguachón, municipio de Maicao en La Guajira, no aguantaron el primer aguacero que cae en la zona, tras su entrega realizada el pasado mes de junio.

Las familias que fueron beneficiadas por este proyecto de vivienda son damnificados por la ola invernal de los años 2010 y 2011, por eso para sus habitantes era muy importante, ver qué tan preparadas estaban las casas para afrontar las lluvias.

Pero lo cierto es que no pasaron la prueba, pues ante el primer día de precipitaciones, el caos se apoderó de cada uno de estos hogares.

"No fue mucho lo que llovió y las casas se inundaron, el agua se filtró por las paredes a la sala, las habitaciones y la cocina; eso si hablar de los patios, donde se empozó el agua y se hicieron unos huecos grandísimos", señaló una de las beneficiarias mientras mostraba los agujeros de más de un metro de largo por aproximadamente 30 cm de profundidad.

[imagewp:61535] Así quedaron los patios de las viviendas, donde se abrieron agujeros de un metro de ancho por 30 cm de profundidad

Pero ahí no termina todo, aunque en el mes de julio RCN La Radio denunció que este proyecto de viviendas dignas no contaba con servicios públicos, la situación no ha mejorado; pese a que cuando se entregó se estipuló que se contaría con el servicio de agua 24 horas siete días a la semana; algo que nunca se cumplió.

"No tenemos gas, la luz es deficiente y el servicio de agua es el engaño más grande de todos; solo tenemos 20 minutos de agua, cada ocho días; eso no es ni el mínimo vital", señaló un habitante del complejo de viviendas.

Los problemas que tiene el condominio van mucho más allá. Sus habitantes tienen toda una lista de falencias y "engaños" por los que nadie parece responder.

"No tenemos las escrituras de las viviendas; cuando nos hicieron entrega de las casas nos hicieron firmar un poco de papeles y aún no tenemos ni las escrituras. No hay seguridad, las llaves de las casas de unos abren la puerta de otros", aseguraron los habitantes enojados.

Según contaron, les hicieron entrega de un manual donde se describe una vivienda muy diferente a la que recibieron; "ahí dice que tienen acabados de madera y es falso; dice que tienen escaparates y eso tampoco es verdad", indicó.

Tras comprobar de primera mano la problemática que se vive en estas viviendas, el equipo periodístico intentó contactar a Comfacesar, contratista encargado de realizar este trabajo, pero fue imposible.