Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Si cedemos a las pretensiones de los transportadores se va a aumentar la canasta familiar: MinTransporte

Cortesía Andrés Alzate. RCN Radio Medellín




El Ministro de Transporte, Jorge Eduardo Rojas, explicó que el Gobierno ya presentó su propuesta final a los transportadores de carga en la mesa de negociación y que "no van a ceder un milímetro más" pues si lo hacen, la canasta familiar se vería afectada drásticamente.


En entrevista con RCN Radio, el ministro de Transporte aclaró que volver, por ejemplo, a una nueva tabla de fletes "aumentaría en 30 por ciento la inflación lo que se puede traducir en un incremento de un 10 o 15 por ciento de la canasta familiar" a lo que agregó que en la mesa se debe lograr un punto medio donde "no se golpee la canasta familiar, dónde no se dispare la inflación y todo el mundo pague los platos rotos". (Lea aquí: Incautan primera tractomula usada para bloquear vías, durante paro camionero)


Rojas advirtió que el Gobierno no permitirá los bloqueos y evitará que "quienes están protestando no lleguen a las vías de hecho" por lo que le hizo un llamado a los transportadores que se mantienen en cese de actividades para que "no se escalen las acciones de violencia".


El jefe de la cartera de transporte aclaró que frente al esquema de chatarrización, no se busca acabar con el programa de desintegración si no que se busca "atacar la corrupción" por lo que dijo "el programa es bueno no podemos permitir que hayan intermediarios en el proceso" y reconoció que así como por parte de externos hay malos manejos en los procesos, dentro del Ministerio de Transporte también se han presentado irregularidades.


"Aquí pasa de todo, hay todas las modalidades del delito" afirmó dijo que por ejemplo hay algunos transportadores que "no chatarrizan, o se consiguen certificados falsos" lo que les facilita recoger el subsidio que les entrega el Estado.


Rojas sostuvo que el paro que lleva 39 días, se mantuvo pacífico en los primeros 20 días donde "no tuvimos una escalada de violencia, la mesa se llevaba bien pero no había pasado nada grave" por lo que aclaró "cuando ya llegamos a los límites de la negociación comenzamos con la violencia".


En este sentido dijo que el Gobierno no va a hacer un mal acuerdo con tal de levantar el paro "todos los años hay un paro por que se cede ante unos acuerdos que no se pueden cumplir, por la presiones de siempre, por eso se firma una cosa y 2 o 3 meses más adelante no se pueden hacer realidad esos acuerdos".