Foto archivo particular

Conductores, enfermeras, secretarias y operarios, son las mayores ofertas de empleo. A pesar del temor de las empresas para contratar a quienes salen de la cárcel, en los últimos dos años se han contratado cerca de seis mil personas, según la agencia de empleo de Colsubsidio. "Hemos venido sensibilizando a los empresarios para que confíen en estas personas que piden una segunda oportunidad en la vida", señaló Erika Sánchez, jefe del departamento de empleabilidad de esta empresa. Dijo que cargos como conductores, enfermeras, secretarias, operarios, entre otros, han estado disponibles en empresas como bancos, industria de lácteos y agencias de empleo. Además contó que el miedo de un empleador para contratar depende del pasado judicial de estas personas. "Depende del acto delincuencial las empresas los contratan... Si fue por violación, asesinato o hechos graves es más difícil la colocación", indicó. Y añadió: "Para cualquier compañía es muy difícil contratar a los pos- penados no importa el delito pero hurto o tráfico de drogas es más fácil que las compañías les contraten", afirmó Sánchez Con la inauguración en Bogotá de la Casa de la Libertad, en alianza con el Ministerio de Justicia, el Inpec, Banco de Desarrollo de América Latina ( Caf), Fundación Teatro Interno y esta agencia de empleo se busca formar en áreas de finanzas y emprendimiento a las miles de personas que salen cada año de las cárceles. "Uno de los objetivos de la Casa de la Libertad en Bogotá es también formar emprendedores si no son colocadas en un trabajo", puntualizó.