Foto tomada de: angelicalozano.com

Lo que trascendió es que las congresistas tienen un noviazgo y no una unión marital de hecho. La Sala Plena del Consejo de Estado acogió varios argumentos presentados por la Procuraduría y la defensa y determinó que no había material probatorio suficiente para decretar la pérdida de investidura de las congresistas Angélica Lozano y Claudia López. Los magistrados del alto tribunal señalaron que no había ninguna inhabilidad al manifestar que son pareja y que con ello no incurrieron en alguna falta contra el patrimonio y los intereses de los colombianos. Lo que trascendió es que las congresistas tienen un noviazgo y no una unión marital de hecho como se había argumentado dentro de la demanda radicada ante el Consejo de Estado. "La senadora y la representante fijaron sus residencias antes, durante y después de las elecciones al Congreso en sitios distintos, pues al momento de sus inscripciones la primera estudiaba en el exterior y la segunda ejercía como concejal de Bogotá", señala la sentencia. De  igual forma el Consejo de Estado insistió que bajo el entendido de que puede predicarse el término de familia las uniones maritales de hecho integradas por dos hombres o dos mujeres que deciden crear una convivencia, también tienen deberes y derechos ante la jurisprudencia colombiana. "Bajo ese contexto se concluye que las prohibiciones o inhabilidades que contiene la Constitución para el ejercicio de congresista son asimilables a las parejas homosexuales en unión libre…, lo contrario resultaría adverso al interés general de evitar que una misma familia acapare los máximos cargos políticos de elección popular", indicó el Consejo de Estado. Con esta decisión queda en firme el cargo que actualmente ostentan las parlamentarias tras ser elegidas para el Congreso de la República en el período 2014-2018.

La justicia es el mejor antídoto contra la discriminación: Angélica Lozano y Claudia López

Angélica Lozano y Claudia López celebraron el fallo del Consejo de Estado que mantiene su investidura y que les da la razón en cuanto a que su relación de noviazgo no es causal de inhabilidad para ser congresistas. Según las legisladoras, esta decisión del alto tribunal desestima los argumentos de la Procuraduría y ratifica que las parejas del mismo sexo sí son familia. Angélica Lozano señaló que "estamos felices porque la justicia es el mejor antídoto para la discriminación. Esta demanda temeraria motivada por prejuicio se chocó con la realidad de una justicia que está ahí para defender la diversidad y evitar la discriminación". Claudia López dijo que no ha sido una batalla personal únicamente, sino de la mayoría de los colombianos que defienden los derechos y la igualdad. "El Procurador pierde otra batalla, el Consejo de Estado ha reconocido por unanimidad que las parejas del mismo sexo sí son familia y ha reconocido que no se puede ejercer la discriminación, es decir, negar derechos para exigir más deberes y deberes inexistentes", manifestó López. Las legisladoras afirmaron que la demanda que se presentó en su contra fue motivada por odio y desconocimiento de la Constitución.