El registrador nacional, Juan Carlos Galindo, manifestó que la consulta popular que se hará en Ibagué sobre minería no podrá hacerse conjuntamente con el plebiscito para la paz, ya que la ley no lo permite. El jefe de este organismo explicó que según la Reforma Electoral de 2011 se estipula que ningún plebiscito podrá acumularse con ningún otro proceso electoral. (Lea aquí: Consulta popular minera sería vinculante si consigue 130 mil votos: alcalde de Ibagué) "No se pueden acumular los dos eventos electorales porque hay una norma en la Ley 1475 que impide que un plebiscito pueda coincidir con una elección en particular, entonces no pueden coincidir y tiene que ser en elecciones diferentes", afirmó. Por otra parte, el registrador manifestó que todavía no tienen una comunicación oficial de la Alcaldía de Ibagué sobre que sería el mecanismo inicial para empezar a trabajar en esta consulta, sin embargo, manifestó que se necesitarán aproximadamente dos meses para preparar esa consulta popular. "Hay unos periodos que no se pueden mover, hay que tenerlos en cuenta, pero hay otros que sí se pueden agilizar por el ámbito de la consulta, pero este es un proceso que en su preparación, desde que se tengan los recursos, podría tardarse aproximadamente dos meses", explicó. Sobre los recursos, Juan Carlos Galindo manifestó que se tienen que solicitar al Ministerio de Hacienda, ya que esta consulta no estaba en el calendario y no contaba con un presupuesto, pero según los primeros estimativos se necesitarán 650 millones de pesos para hacer esta consulta popular. "Hemos hecho unos estimativos con base en el censo electoral que son 392.450 ciudadanos habilitados para votar y con mesas de votación de 1.000 personas estaríamos alrededor de las 400 mesas en 71 puestos, esto puede costarnos aproximadamente 650 millones de pesos", puntualizó.