Aunque consideró que no se presenta irregularidad alguna con el proceso contractual que permitirá la implementación de tecnologías en el relleno sanitario El Carrasco de Bucaramanga, el alcalde, Rodolfo Hernández, decidió posponer la firma del contrato con la firma Unión Temporal Vitalogic RSU. La Procuraduría General de la Nación había hecho una solicitud al mandatario para que suspendiera la firma, debido a "la complejidad técnica que envuelve el proceso y la necesidad de garantizar una adecuada prestación del servicio de aseo". El alcalde Hernández indicó que el proceso queda suspendido hasta dentro de 20 días y es la mejor opción que tiene la ciudad para no seguir enterrando la basura, "además el Municipio no aporta un solo peso". Cabe recordar que el proceso de transformación de tecnología pretende convertir las mil toneladas diarias de desechos que llegan al Carrasco, en biocombustible y energía.