Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Cuántos accidentes más deben ocurrir para ordenar las playas: Cotelco

En un duro pronunciamiento, Cotelco, llamó la atención de las autoridades para que no vuelvan a ocurrir accidentes en el mar cerca a las playas de Cartagena.

La entidad que agremia a varios hoteles, recordó el lamentable incidente donde una moto náutica atropelló a un menor de edad frente a Bocagrande.

“A propósito del lamentable accidente ocurrido en las playas de Cartagena, donde un menor de edad fue arrollado por una moto acuática en una zona de playa de la ciudad, la Asociación Hotelera y Turística de Colombia- COTELCO reitera, una vez más, su preocupación con la situación de las playas colombianas, en especial aquellas de las ciudades con vocación turística donde la falta de control pone en riesgo a los turistas que visitan estos destinos”, dije una parte del comunicado.

Tal como lo planteó el gremio en su reciente congreso en esa ciudad, se requiere con urgencia un plan de ordenamiento de playas que regule y establezca las zonas limítrofes entre los bañistas y los automotores (en mar y tierra) para evitar más accidentes.

“Esta situación no da espera. Hemos dejado pasar mucho tiempo y sólo reactivamos el tema cuando ocurre un accidente y alerta a la opinión pública. ¿Cuántos incidentes como este necesitamos para tomar acciones efectivas?”, manifestó Gustavo A. Toro Velásquez, Presidente Ejecutivo de COTELCO.

Según Cotelco, “Aún cuando ya se ha establecido un comité de playas, a la fecha no se evidencian acciones concretas que aporten a ordenar y controlar una zona de alto tráfico de turistas como esta. COTELCO y su capítulo Cartagena de Indias se han puesto a disposición de las autoridades para aportar su conocimiento para tal fin”.

El gremio ha propuesto que los hoteles que limiten con las playas, se conviertan en custodios de estas y velen por el cumplimiento de la normativa. Esto sería una articulación público-privada que permitiría dar solución a un asunto que parece haberse salido de control.