Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Este lunes, desde la Casa de Nariño, el presidente Iván Duque encabezó el lanzamiento de la nueva imagen e identidad de la Policía Nacional que se constituye uno de los cuatro ejes del proceso de Transformación Integral de la institución, que, según un comunicado, tiene el objetivo central de mejorar el servicio de policía y, al mismo tiempo, las condiciones de seguridad y convivencia para los ciudadanos. 

Entre las novedades, la entidad asegura que desde ahora 908 hombres y mujeres vestirán uniformes azules alineados a estándares internacionales, ya que los mismos permiten mayor visibilidad, por el contraste del color azul con las cintas y letras fluorescentes, y la cinta damero o ajedrezada que refuerza la condición de la institución como un cuerpo de atención, llamado a emergencias y ayuda a la comunidad. 

En el uniforme se resalta el nombre del funcionario, su rango y los reconocimientos por su servicio, todo en un tamaño mayor al actual, lo cual permite una fácil identificación del policía. 

Además, la nueva indumentaria incluye elemento como el número de placa más grande y visible; un código QR a través del cual se puede obtener información sobre el uniformado. Igualmente, incorporan ‘bodycam’ o cámaras de cuerpo que grabarán y registrarán en tiempo real los procedimientos, a su vez transmitidos a los centros de comunicaciones o de despacho de la Policía. 

Sin embargo, poco después de darse a conocer los nuevos componentes de los uniformes, a través de redes sociales ya están denunciando que el código QR no funciona como debería, pues al parecer al escanearlos con los teléfonos celulares se debe ingresar de manera manual el número de identificación del agente para así conocer su identidad, cuando en teoría el proceso debería ser directo.  

Según distintas webs generadoras de contenido tecnológico, el código QR son las iniciales en inglés de Quick Response, es decir, respuesta rápida, y justamente consiste en un módulo que almacena información que puede ser escaneada con un dispositivo móvil que de forma inmediata nos lleva a los datos que necesitamos.   

 “Cuando se termine el proceso de verificar la identidad ya han vuelto a cambiar de uniforme”, “Un QR que los dirige a una página web donde hay que ingresar más datos, ¿qué payasa es esta?”, “Y ese código no se desteñirá o deshilachará con el lavado?”, “No se dejan grabar y, ¿ahora se van a dejar escanear el código QR?”, son algunas de las tantas quejas de los internautas en redes sociales.  

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.