La Fiscalía General de la Nación reveló un preocupante informe en el que señala que la tasa de mujeres que terminan siendo víctimas de feminicidio en el país se desencadena de otro problema mayor como lo es la violencia intrafamiliar.

“La violencia sexual es un delito, la violencia intrafamiliar es un delito, de cien mujeres que denuncian haber sido víctimas de violencia intrafamiliar diez son víctimas de feminicidio”, así lo advirtió la vicefiscal general, María Paulina Riveros.

De igual forma señaló que la tasa de condena sobre cada cien imputaciones por violencia sexual en 2017 fue del 42.3 por ciento. (Lea aquí: Periodista Gustavo Rugeles en líos judiciales tras denuncia en su contra por violencia intrafamiliar)

También reportó que a lo largo del último año las autoridades de Policía Judicial realizaron jornadas especiales de capturas e imputaciones contra los autores de estos graves hechos en las diferentes regiones del país.

Según la vicefiscal general, en desarrollo de estas diligencias fueron capturadas 480 personas de un total de 736 imputadas. (Lea también: Más de 70 mil casos de violencia intrafamiliar se han presentado en 2017)

Asimismo, tras solicitud de la Fiscalía General, de las 480 personas capturadas los jueces de la República dictaron medida de aseguramiento y se ordenó el envío a cárcel en 216 casos de violencia sexual.

No obstante, los jueces a cargo de estos casos accedieron a aplicar detención domiciliaria sobre 58 de las personas investigadas.

“Las violencias intrafamiliares y sexuales son un delito”, enfatizó la vicefiscal general.