Cargando contenido

Dos tramos fueron con explosivos en el municipio de Saravena.

Tres acueductos de Saravena (Arauca) afectados por el derrame de crudo tras atentado contra el oleoducto
Tres acueductos de Saravena (Arauca) afectados por el derrame de crudo tras atentado contra el oleoducto Caño Limón Coveñas
Foto: Cortesía Ecopetrol

El secretario de gobierno de Arauca, Carlos Pinilla confirmó que se registró un doble atentado contra el oleoducto Caño Limón Coveñas en el municipio de Saravena.

Las acciones generaron un derrame de crudo y afectaciones al medio ambiente.

El primer ataque ocurrió en la vereda Islas de Bojaba en el kilómetro 98 del municipio de Saravena (Arauca), lo que generó derrame del hidrocarburo sobre los caños Negro y Banadía que son afluentes del Río Arauca y sobre la quebrada La Pava y el Río Madre Vieja

Lea también: Derrame de crudo tras atentado llegó a fuentes hídricas de Arauca y Boyacá

El secretario de Gobierno de Arauca aseguró que Ecopetrol activó los planes de contingencia para evitar que la mancha de crudo llegue al río Arauca. 

Sin embargo, los acueductos de las veredas Campo Oscuro, Caño Negro y Buenos Aires si resultaron contaminados con el hidrocarburo. 

Segundo ataque

La otra explosión se registró en la vereda La Paujila de (Arauca) donde se produjo la abolladura del oleoducto pero no hubo escape del hidrocarburo. 

Cuatro atentados se han registrado en el país en los últimos días, según Ecopetrol los ataques contra la infraestructura petrolera no solo dejan millonarias pérdidas sino que también han afectado al medio ambiente. En lo corrido de 2018, han atacado en 82 oportunidades el oleoducto. 

Lea también: Emergencia ambiental por ataque al oleoducto Caño Limón Coveñas

Boyacá

Afectaciones en la fauna y flora generó el ataque contra la infraestructura petrolera en jurisdicción de la vereda La Cañaguata del municipio de Cubará (Boyacá)

Luego que el grupo antiexplosivos del Ejército adelantara la verificación en la zona, funcionarios de la Corporación Autónoma Regional de la Orinoquia y de Ecopetrol, realizaron la inspección en la vereda Cañaguata, zona rural del municipio de Cubará en el tramo del oleoducto Caño Limón Coveñas, donde ocurrió la explosión el pasado 8 de noviembre. 

Durante el reconocimiento del sector, se calculó que el daño tuvo un área de 0.02 kilómetros, en los cuales se afectó el suelo debido a la infiltración de crudo de aproximadamente 35 centímetros.

Las autoridades confirmaron que, debido al incendio presentado, se logró consumir el crudo evitando un mayor impacto ambiental, sin embargo, el derrame llegó a una de las quebradas ubicadas a 20 metros.

El director del Consejo Departamental de  Gestión del Riesgo, Germán Bermúdez, informó que la zona permanece acordonada. 

Lea además: Duque calificó como un 'ecocidio' ataque contra oleoducto Caño Limón Coveñas

“Se tiene controlada la zona, por el momento la tubería no está transportando crudo ya que debido a los atentados durante el último mes Ecopetrol tiene restringido transporte de crudo a lo largo del oleoducto”.

Del mismo modo, mencionó que tras el ataque en Norte de Santander en la vereda Cedeño, en el municipio de Toledo límites con Boyacá, las autoridades adelantan un plan de contingencia para evitar que las fuentes hídricas de la región, se contaminen por la cercanía con la zona de la explosión. 

Anunció también que se avanza en la construcción de un muro de contención, por parte del personal de la compañía especializada en la construcción de oleoductos, gasoductos, montajes de facilidades y servicios petroleros Ismocol, esto con el propósito de evitar que el derrame del hidrocarburo, se extienda y llegue al río Arauca.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido