Sin haber iniciado oficialmente la época de navidad, en Risaralda se presentó la explosión de una polvorería que funcionaba clandestinamente. El Secretario de Gobierno de Dosquebradas en Risaralda Alfredo Castañeda, informó que una vivienda ubicada en zona rural de esa localidad resultó consumida por las llamas, luego de que en su interior inescrupulosos manipularan pólvora blanca, la cual ya estaba lista para ser vendida en las calles de forma ilegal. Según el Secretario de Gobierno, pese a que en el municipio rige un decreto que restringe el uso de la pólvora, los organismos de socorro alcanzaron a retirar de las llamas 2 toneladas y media de volcanes, voladores y material pirotécnico, los cuales por fortuna no alcanzaron a estallar o de lo contrario se abría producido una tragedia qué lamentar. Por fortuna el incidente no dejó personas lesionadas.