Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Agricultor de Manizales deberá pagar más de 500 millones de pesos por talar árboles

El juzgado quinto penal de Manizales, emitió la primera condena ecológica del país con una alta multa; el condenado es un agricultor de 48 años, quien deberá cancelar 555 millones de pesos por haber talado más de 400 árboles de una zona protegida del Ecoparque Los Yarumos.



Los hechos ocurrieron en el mes de mayo de 2010, cuando dieron aviso a las autoridades de la tala de varios árboles de un bosque nativo; al hoy condenado, Eduardo Antonio Méndez Rincón se le halló en su finca la Bosconía ubicada en la parte alta del barrio La Carola, y contigua al Ecoparque, 453 trozos de pino ciprés, los cuales, según las autoridades fueron talados de una zona protegida a la que el agricultor no estaba autorizado a entrar y mucho menos a talar los árboles.

Méndez Rincón fue condenado a 36 meses de prisión y a una multa de 1.079.16 salarios mínimos legales mensuales vigentes para el año 2010, que equivalen a 555 millones 767 mil pesos, por los delitos de: Invasión de aéreas de especial importancia ecológica, daños en los recursos naturales e ilícito aprovechamiento de recursos naturales.

Según se demostró en la diligencia, es claro que los árboles talados hacían parte de una reserva especial del Ecoparque Los Yarumos, que si bien no es predio de propiedad del municipio, si se encuentra en una zona protegida según proyecto de acuerdo del Plan de Ordenamiento Territorial del concejo de la ciudad, donde fue incluida la zona, dentro de las aéreas de interés ambiental urbana, y que solo se podrá utilizar para fines recreativos, didácticos y de sano esparcimiento.

Según el juez, la acción del condenado, provocó una afectación al parque de Los Yarumos, un área protegida jurídicamente donde además se dañó una zona de propiedad pública, agregó que fue condenado porque la madera fue hallada en su predio, donde uno de sus empleados firmó el acta de incautación; agregó que su conciencia le decía que tenía claro que no se trataba de sus árboles, ya que el ICA, le había autorizado la siembra de otras especies y NO la de Ciprés, especie que justamente fue talada, es decir que conocía su conducta, sabia de su lindero y lo que produce su finca, explicó el jurista.

Méndez Rincón quien ya había sido sancionado por la Corporación Autónoma Regional de Caldas, Corpocaldas, no tiene antecedentes penales y no se hizo presente en audiencia de lectura de sentencia.

En el traslado a las partes, la fiscal sexta penal y el abogado defensor anunciaron que interpondrán el recurso de apelación que sustentarán dentro de los siguientes 5 días.