Cargando contenido

Pereira está adportas de una emergencia humanitaria por el desplazamiento de más de 200 embera Chamí, según la Defensoría del Pueblo.

Alto Andagueda
Indígenas desplazados del Chocó.
Foto Suministrada Personería de Pereira

La capital del departamento de Risaralda debe prepararse para una emergencia humanitaria ante los anuncios de más familias indígenas procedentes del departamento del Chocó, de salir de sus territorios ancestrales por el asedio de la guerrilla del ELN.

En las últimas dos semanas han llegado a Pereira 220 personas de las comunidades embera katío y otras 35 se encuentran en el municipio de Pueblo Rico, lo que ha generado la alarma en las autoridades de Risaralda.

Misael Tequia, gobernador indígena del Alto Andágueda en Chocó, zona limítrofe con el departamento de Risaralda, señaló que las comunidades están escapando al accionar de ese grupo armado.

En contextoAlerta por drama humanitario de indígenas en Risaralda, desplazados del Chocó

Por la amenaza del grupo armado identificado como el Manuel Hernández del ELN venimos saliendo. Está interviniendo mucho al pueblo de Brisas donde yo vivo. Ellos vienen amenazando a los líderes, nos hemos reunidos con ellos, tratando de que ellos no estén en la comunidad y que vivan más alejados”, explicó Tequia sobre las causas del éxodo de las familias.

En este sentido, agregó que esta posición de las comunidades indígenas no le ha gustado a la guerrilla que está en el sector, lo que ha suscitado las amenazas en contra de las autoridades de los resguardos.

La situación ha llegado a tal extremo en esta zona donde limitan los dos departamentos, que sus dirigentes indígenas ya han sido objeto de atentados, lo que ha acrecentado el temor de las comunidades.

La semana pasada me ocurrió un atentado. Yo iba en una cacería y pesca y me encontré once 'manes' armados con armas largas y cortas. De una vez escuché un tiro y entonces me caí al suelo, salí rodando y corriendo y eso ahí era un balacero grande de ahí para atrás”, narró el gobernador indígena del Alto Andagueda en Chocó.

Ante el paulatino arribo a Pereira de comunidades indígenas de esta zona del Chocó, la Defensora del Pueblo en Risaralda, Elsa Gladys Cifuentes, elevó un llamado a las autoridades locales ya que lo que se avecina es una emergencia humanitaria.

Más enÉxodo de indígenas del Chocó hacia Risaralda se agudiza

Nos han anunciado que van bajando del Alto Andagueda muchas más familias, esto va en creciente y si esto es verdad, la ciudad se tiene que preparar para una emergencia humanitaria”, señaló de la defensora Cifuentes. 

Para las autoridades en Pereira, esta difícil situación de desplazamiento forzado podría convertirse en una problemática de salud pública, teniendo en cuenta que algunas de estas personas que han llegado tienen graves enfermedades como neumonía y tuberculosis y hasta mujeres a punto de dar a luz también han llegado.

Por su parte el gobernador de Risaralda, Sigifredo Salazar, ofició a su homólogo del departamento del Chocó para que también se apersone del tema y que de una vez por todas asuma el llamado de las comunidades y de las autoridades en busca de soluciones a esta crítica situación.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido