Aproximadamente 10 viviendas resultaron afectadas y un sin número de personas evacuadas preventivamente en Puerto Venus.

Avalancha
Defensa Civil

El oriente del departamento de Caldas se encuentra en alerta máxima debido a un deslizamiento de tierra en el corregimiento de Puerto Venus en jurisdicción de Nariño, Antioquia, que generó varias avalanchas que afectan otras poblaciones en municipios como Samaná, Norcasia y Pensilvania.

El alcalde de Pensilvania, Jesús Iván Ospina, le dijo a RCN Radio que el deslizamiento ha represado la quebrada "Negra" que cruza por el corregimiento de Puerto Venus en Antioquia, Pueblo Nuevo y Arboleda en Pensilvania, Caldas.

Explicó que son aproximadamente 10 viviendas afectadas y un sin número evacuadas preventivamente en Puerto Venus.

Por su parte, la Unidad Departamental de Gestión del Riesgo junto a la alcaldía de Pensilvania están tomando las medidas necesarias de evacuación preventiva a las familias que residen en las zonas ribereñas.

"Estamos trabajando para que en el departamento de Caldas no se pierdan vidas humanas ni económicas, pues nos informan que aún el deslizamiento tiene una masa grande desprendida, lo que quiere decir que no ha descendido en su totalidad, y en las próximas horas podría bajar"  dijo el jefe de la dependencia de Riesgo en Caldas Felix Ricardo Giraldo.

Se tienen los planes activados con los organismos de socorro de las localidades vecinas entre ellas Norcasia, Samaná y La Dorada, indicó el funcionario.

Thumbnail

Siete casas, una escuela y un puente destruidos deja una avalancha en Antioquia

A lomo de mula, a pie y hasta en bicicleta, campesinos del corregimiento Puerto Venus de Nariño abandonaron sus hogares con lo poco que tenían. Las imágenes son desgarradoras, en varias fotografías se observa cómo los pobladores abandonaron sus fincas, mientras observan la furia con que el río Venus acabó con al menos siete de las viviendas.

El alcalde de Nariño, Carlos Arturo Marín, confirmó que las fuertes lluvias de las últimas horas agravaron una falla geológica, lo que desprendió los terrenos. La creciente del río, acompañada de piedras y escombros, también destruyó una escuela y los puentes de comunicación. Se desconoce si hay personas muertas o desaparecidas.

Los habitantes manifestaron que la avalancha ya era una tragedia anunciada, pues desde hace dos años estaban advirtiendo que la zona estaba en riesgo de deslizamiento. La alcaldía informó que este caso será un ejemplo de prevención del riesgo, pues los campesinos fueron evacuados minutos antes de que la avalancha bajara.

Aunque la fuerza de las aguas y piedras solo deja hasta ahora casas y estructuras destruidas, al menos siete veredas del municipios permanecen incomunicadas con el resto de la población. La situación aumenta el desespero de los habitantes, pues no tienen cómo sacar sus cultivos o traer insumos, dejando altas pérdidas económicas.

Cabe recordar que 55 municipios de Antioquia están en alerta por posibles inundaciones y deslizamientos de tierra, sobre todo en las regiones del Oriente y Urabá. El Dapard invitó a estar atentos de las recomendaciones y a evacuar con tiempo, como hicieron los habitantes de Puerto Venus en Nariño.

Fuente

Encuentre más contenidos

Fin del contenido