Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Foto referencia chance y juego de azar en Antioquia.
Premiación masiva en Antioquia con el premio mayor de la Lotería de Medellín.
Cortesía Grupo Réditos

Un campesino de 45 años fue el ganador del acumulado por más de 1.582 millones de pesos del Chance Millonario, en el departamento de Caldas.

Los números que le dieron el premio gordo al agricultor fueron 9027 (Lotería del Valle) y 3504 (Lotería de Manizales). La historia de este ganador ha conmovido al país pues se trata de un campesino sin empleo fijo ni seguridad social al que le pagan por días.

El hombre llegó el miércoles a Manizales y, después de hacer unas compras en un supermercado del barrio Chipre, decidió entrar a un puesto de SuSuerte para jugar al chance con sus números de siempre. En el sitio, la vendedora intentó persuadirlo de gastarse 5.000 pesos en el Chance Millonario.

Al principio, el campesino se mostraba pesimista. Y no es para menos: si a una persona le pagan de 30.000 a 40.000 pesos diarios, como es su caso, esos cinco mil pesitos le descuadran las finanzas, sobre todo porque, sin un empleo fijo, cualquier dinero debe ser muy bien administrado. Pero la vendedora logró convencerlo. Ella tenía razón: el acumulado por 1.582'406.554 pesos, esa cifra difícil de pronunciar, cayó con los números que escogió el campesino.

Y el jueves, en compañía de uno de sus hermanos, el hombre regresó a Manizales para reclamar el premio en las oficinas de SuSuerte. Sin embargo, tuvo que esperar más de dos horas porque no tenía Registro Único Tributario (RUT), uno de los requisitos (junto a la fotocopia de la cédula al 150 %) para reclamar el premio.

Eso sí, el hombre deberá pagar algunos impuestos: "Las apuestas tienen por ley un impuesto a las ventas del 19% y, además, se debe practicar al ganador la retención en la fuente por concepto de Ganancia Ocasional equivalente al 20 % del premio", se explica en la página de Chance Millonario.

De todas formas, eso no le quita la alegría y el campesino ya tiene planes para ese dinero: comprar una tierrita y una moto.

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.