Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Trafico Ilegal de fauna - Archivo Corporación Autónoma Ambiental del Quindío
Trafico Ilegal de fauna - Archivo Corporación Autónoma Ambiental del Quindío

El departamento del Quindío se suma a las regiones afectadas por la caza ilegal, a pesar de ser una actividad que está prohibida.

El director de la Corporación Autónoma Regional del Quindío (CRQ), José Manuel Cortes Orozco, explicó que “hay cazadores de otras zonas del país que están llegando al territorio para desarrollar esta actividad ilícita, especialmente en zonas de reserva”.

La información quedó evidenciada en un trabajo que adelanta la entidad ambiental sobre el tráfico de fauna y flora silvestre donde se concluye que la ciudad de Armenia es el mayor receptor de ejemplares con un 80%.

José Manuel Cortes, director de la Corporación Autónoma, dijo que “se ha notado desde el año 2020 un incremento de esta actividad ilegal que afecta la supervivencia de la fauna silvestre del departamento”.

Le puede interesar: Santurbán: Minambiente busca recuperar zona afectada por incendio

Agregó que “ya los cazadores ven que el Quindío es una zona optima para hacer cacería, en especial, en los municipios de Pijao, Génova, La Tebaida, Circasia, Filandia y Quimbaya que son focos de cacería que han obligado a crear rutas de control al tráfico”.

Una de las especies más amenazadas es la Guagua Loba, que es el segundo roedor más grande de Colombia que se distribuye en la Cordillera de los Andes, un animal de la fauna silvestre que podría estar en peligro de extinción.

Esta situación llevó a que las autoridades incrementarán los puntos de control de tráfico de fauna y pasarán de 70 puestos instalados en sitios estratégicos a 200 donde además se entregará información pedagógica sobre esta actividad.

Lea también: Encuentran partes de animales desmembrados que iban a ser sacadas del país ilegalmente

El 19 de marzo se presentará una campaña denominada 'Municipios Libres de Fauna Silvestre en Cautiverio', que tendrá su lanzamiento en el municipio de Salento y que busca vincular a toda la comunidad para reducir este delito ambiental.

“Los gestores de las unidades de gestión ambiental de los 12 municipios del Quindío serán capacitados para que sean los primeros respondientes, tanto en la parte social como coercitiva en la atención a denuncias ciudadanas o entregas voluntarias de individuos de la fauna”, indicó el director de la CRQ.

Datos de la autoridad ambiental revelan que, 960 especies de la fauna silvestre se incautaron en el año 2020 y se realizaron 723 operativos. Por cuestiones geográficas el Quindío, por ser zona céntrica, es un paso obligado para el tráfico de animales.

 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.