Cargando contenido

El exjefe guerrillero se disponía a celebrar el cumpleaños de su pequeño hijo cuando fue asesinado en un restaurante de Tuluá.

El cuerpo del exjefe guerrillero permanece en Medicina Legal de Tuluá.
Rcn Radio

Tras el asesinato de Wilson Saavedra, excombatiente de las Farc que hizo parte del frente 21 de esa guerrilla, familiares en Tuluá reclamaron al gobierno del presidente Iván Duque que se respeten los acuerdos de paz.

Otras noticias: Balance de los colombianos tras la quinta etapa del Giro de Italia 2019

Estas personas resaltaron que Jorge Enrique Corredor González había dejado las armas y estaba dedicado a generar paz en territorios que vivieron años de conflicto; a través de proyectos agrarios, en corregimientos y veredas del centro del Valle.

Esther Galeano, familiar del exjefe guerrillero, aseguró que Corredor González estaba dedicado a cultivos de cacao y café, los cuales sembraba en zonas campesinas de Tuluá, en compañía de otros excombatientes.

Sostuvo que desde hace varios años había renunciado al esquema de protección y "estaba dedicado a su esposa y a sus hijos, precisamente porque no quería que corrieran peligro".

El cuerpo de Wilson Saavedra permanece en Medicina Legal de Tuluá, a la espera de su trasladado a la ciudad de Villavicencio, donde había nacido.

Entretanto, el coronel Javier Navarro, comandante de la Policía en el Valle del Cauca, señaló que "se adelantan las investigaciones respectivas para obtener información del paradero de los autores materiales de este crimen".

Le puede interesar: Investigan si disidencias de Farc serían responsables de atentado en Catatumbo

"Esperamos que la ciudadanía denuncie, porque hechos como estos no pueden generar temor", dijo el oficial, quien anunció el pago de una recompensa de hasta 20 millones de pesos para quien entregue información real que conduzca al paradero de los responsables.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido