Cargando contenido



Según la Procuraduría Regional de Risaralda, los hechos que se presentaron al interior de la Unidad Permanente de Protección para la Vida, UPPV, de Pereira fue una situación anunciada y esperada, debido a las difíciles condiciones de hacinamiento.

A raíz de los desmanes que tuvieron lugar el pasado fin de semana, en las instalaciones de la UPPV en Pereira, donde una persona resultó herida y seis detenidos se fugaron, la Procuraduría Regional de Risaralda, a través de su titular, Sergio Reyes Blanco, señaló que son varios los llamados que se han hecho desde el Ministerio Público, los cuales comprometen a cientos de personas que se encuentran detenidas en diferentes sitios de Reclusión.

Según Reyes Blanco, en la actualidad, el hacinamiento de la UPPV sobrepasa el 100%, ya que el lugar tiene una capacidad para 80 personas y actualmente se encuentran allí detenidas más de 160,condición de hacinamiento que se ha visto reflejada en manifestaciones y amotinamientos.



El procurador regional señaló que esta situación merece atención especial por parte de los mandatarios locales y departamentales, teniendo en cuenta las demoras que existen en la construcción de la nueva cárcel regional El Pílamo- La Concordia, cuya fecha de inicio de obras estaba calculada para el pasado mes de septiembre.