El Consejo Regional Indígena de Risaralda en pleno marcharía la próxima semana en protesta por la falta de respuesta del gobierno departamental en cuanto a la construcción del instituto etno-educativo para la comunidad del resguardo de Suratena en Marsella. El gobernador del resguardo indígena Suratena en el municipio de Marsella, William Niaza, señaló enfáticamente que no existe posibilidad alguna de que los estudiantes vuelvan al colegio tradicional donde venían recibiendo sus clases, pues fue una decisión unánime tomada por los mismo padres de familia. Decisión que ha sido respaldada por el concejo regional indígena en el departamento, el cual está dispuesto a llegar a las vías de hecho para que se cumpla con este compromiso institucional. "Fue una propuesta por los padres de familia y fue apoyada por voz unánime, por ello es imposible pedirles a ellos que regresen a las aulas, por ello se dijo que  hasta que  no se nombre la mesa  especializada para que se hagan los mínimos ajustes al  proyecto. SI esto no da resultado el Consejo Regional tiene la información y se ha decidido apoyar al nivel de Risaralda con el apoyo de la comunidades", dijo el Líder indígena. Indicó por último la autoridad indígena en Marsella que las familias nativas en este sector de Suratena y Alto Cauca quieren que la educación sea impartida por y solo para la comunidad embera.