El 56 % de los casos reportados de Trata de personas se originan desde Risaralda, advierten desde el Ministerio del interior.

Prostitución referencial
Los proxenetas en Antioquia recibían entre 10 y 15 mil pesos por parte de quien solicitaba el servicio sexual de las mujeres.

Ingimage

Según Sandra Devia Ruiz, directora de gestión territorial del Ministerio del Interior, el último año se conocieron 96 casos de personas que denunciaron ser víctimas de trata de personas, especialmente bajo la modalidad de explotación sexual y laboral, quienes luego de atender solicitudes en el exterior, fueron engañadas y llevadas para otros propósitos.

De acuerdo con la representante del ministerio del Interior, esta serie de casos se mantienen en el anonimato y pocos son conocidos, ello por el temor en denunciar y ser deportados, ante la ilegalidad en la permanencia y la necesidad de recolectar el dinero suficiente para retornar.

"El 56 % de los casos de denuncias que tenemos, se presentan en Colombia y son reportados desde esta región del país. Hay trata externa e interna y este último se encuentra invisibilizado, por ello queremos mejorar los canales de atención y esperamos que desde los entes departamentales cuenten con todos los componentes, pues también se está dando esta situación con ciudadanos extranjeros, especialmente con venezolanos que ingresan tanto, legal como ilegalmente", dijo Devia Ruiz.

Manifestó la Representante del Ministerio del Interior, que en Colombia viene haciendo curso una nueva modalidad de trata de persona a nivel interno, especialmente con ciudadanos venezolanos y que según estimativos, al menos un 20% de los 500,000 venezolanos que han ingresado al país, han sido explotados o engañados por personas en Colombia.

Precisó que hay ciudadanos extranjeros que llegan hasta nuestro país con una serie de ofrecimientos laborales, pero al llegar al territorio, no se cumplen unos o varios de los principios acordados, por lo cual las personas se ven obligadas a trabajar por debajo de lo proyectado y hasta acudir a la explotación sexual y laboral.

"De ese porcentaje, podemos hablar de un 20% de ciudadanos que se encuentran en la marginalidad  y pueden ser víctimas  de las redes de tratas de persona, especialmente de mujeres venezolanas que están siendo explotadas sexual y laboralmente", dijo la representante del Ministerio del Interior.

Encuentre más contenidos

Fin del contenido