Cargando contenido

Ya son dos penales en Risaralda los que protestan por las precarias condiciones de salud de los internos.

Foto RCN RAdio- Imagen de referencia
RCN Radio Foto RCN RAdio- Imagen de referencia

Las internas de la cárcel de mujeres La Badea, en el municipio de Dosquebradas en Risaralda, tomaron la determinación de unirse a la protesta que viene desarrollando desde hace una semana la población interna de la cárcel de varones La 40 de Pereira.

En los dos penales la población de reclusos sostiene que la atención en salud es precaria y que por ello son muchos los casos de enfermedades que se presentan.

Desde su patio de reclusión, una de las internas de la cárcel La Badea (quien pidió reserva de su nombre) indicó que junto a sus compañeras acordaron sumarse al cese de actividades que emprendieron los hombres en la cárcel de Pereira.

Le puede interesarGobierno pide a indígenas desbloquear vía Panamericana para retomar diálogo

Señalan que en su caso particular exigen condiciones dignas de atención en salud, ya que el servicio prestado por el Inpec y por la Fiduprevisora es malo y pone en riesgo la integridad humana.

“Solicitando también que sean evaluadas las tarifas que nos cobran por un minuto a celular, el cual dentro de los penales está a 300 pesos. Además no tenemos médico durante las 24 horas y hay población mayor que debe ser atendida”, dijo esta mujer.

Agregó que los jueces no están adelantando los subrogados, por lo que denuncian que están purgando hasta el 80 % de la pena, cuando se han sometido a otra serie de compromisos con la justicia.

 Lea tambiénUn piropo terminó en tragedia en las calles de Manizales

También manifestaron que desde el pasado mes de octubre les restringieron la entrada de alimentos, y que “ni un paquete de galletas es permitido ingresar”.

Según indicó la interna de la cárcel de mujeres La Badea en Dosquebradas, desde los diferentes patios han solicitado a la Personería Municipal que acompañe su solicitud ante las autoridades del centro penitenciario y que vele por el cumplimiento de sus derechos humanos.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido