Foto: RCN Radio

Los operativos se adelantaron en Anserma y Risaralda y los medicamentos no acreditaban los registros del INVIMA o simplemente habían sido cancelados.En Anserma y Risaralda, municipios ubicados en el bajo occidente caldense, La Dirección Territorial de Salud de Caldas, a través del área de Inspección, Vigilancia y Control de Medicamentos, de la Subdirección de Salud Pública,  con acompañamiento de la Policía Nacional, decomisó productos farmacéuticos fraudulentos. Según el reporte del ente rector de la salud en esta sección del país, en varias tiendas naturistas de estas dos poblaciones se encontraron productos que incumplen la legislación sanitaria y farmacéutica,  sin Registros Sanitarios INVIMA, con Registros Sanitarios cancelados, y otros  con supuesto registro como alimento, RSA, en cuyos envases, empaques o etiquetas se les  atribuyen  propiedades terapéuticas. Desde el punto de vista farmacotécnico son preparados líquidos (Jarabes, soluciones) y sólidos (tabletas, capsulas), de bajísima calidad ya que presentan partículas extrañas sedimentadas o suspendidas, olores y sabores desagradables, así como alta o baja dureza en tabletas. Dentro de los productos se encuentran antiinflamatorios, potenciadores sexuales y multivitamínicos entre otros,  supuestamente naturales u homeopáticos. Estos medicamentos de dudosa procedencia, contienen ingredientes no declarados en su composición o mala calidad en su fabricación, se convierten en grave riesgo para la salud de las personas que los consumen de manera automedicada, irracional y sin monitoreo médico. En algunos casos se expenden en el comercio informal y de manera ambulante. Los antiinflamatorios pueden contener  prednisolona y diclofenaco, principios activos con efectos adversos como retención de líquidos, hemorragia de la piel, cicatrización lenta, elevación de la presión arterial, y ritmo cardiaco irregular, entre otras consecuencias. Igualmente, los potenciadores sexuales también pueden contener  Sildenafil, Tadafil o similares que pueden generar interacciones con otros medicamentos, especialmente con aquellos que contienen nitratos como la nitroglicerina, provocando disminución grave de la presión arterial. Se advirtió además, que  pacientes con diabetes, presión arterial elevada, colesterol  o enfermedades del corazón, pueden estar siendo tratados con medicamentos con nitratos. Los colirios decomisados causan infecciones por microorganismos, irritaciones y hasta pérdida de la visión. también, y de acuerdo con información suministrada por la Territorial de Salud, Los productos incautados que se expenden para pérdida de peso pueden   contener   Sibutramina, sustancia que   aumenta considerablemente  la presión arterial o la frecuencia del pulso en algunos pacientes con antecedentes de enfermedad arterial coronaria, insuficiencia cardiaca congestiva, arritmias o derrame cerebral. En el año 2.010, el INVIMA canceló los registros sanitarios de los productos con Sibutramina debido al riesgo de ocasionar eventos cardiovasculares serios. Los  preparados rotulados con registros sanitarios INVIMA   RSA son alimentos y,  por lo tanto no  se les pueden atribuir propiedades terapéuticas en envase,  empaques, etiquetas, pendones o publicidad   radial, según Gilberto Jiménez, químico farmacéutico al servicio de  la Dirección Territorial de Salud de Caldas.