Cafeteros de Risaralda prendieron las alarmas por la intensa ola de calor que se vive hoy en el departamento; reportan una disminución del 30% en la calidad de la cosecha. "Lo más preocupante, es que el sector teme que se vea aún más golpeada la producción de café en el próximo año, contemplando que el Fenómeno del Niño se extendería hasta el primer trimestre del 2016"aseguró Frankin Echeverry, representante de Dignidad Cafetera en Risaralda. Asegura el representante de los cafeteros, que al disminuir la calidad del café por cuenta de la ola de calor y analizando el precio actual del grano, desde Dignidad Cafetera ya prevén incluso pérdidas para los caficultores.