El juzgado segundo administrativo del circuito de Manizales, en fallo de primera instancia le ordena al municipio que en un plazo de 6 meses, debe hacer unos estudios que sustenten mejor una posible implementación de la medida. Desde hace varios meses el gremio de taxistas en Manizales le exigió al alcalde, Jorge Eduardo Rojas que implementara la medida de pico y placa para particulares en la ciudad, como se había comprometido con ellos en campaña. En consecuencia, los gremios de la capital se unieron y le firmaron un poder a la Sociedad Arias Aristizábal Abogados para que presentara una acción popular en contra de la posible medida, como mecanismo preventivo ante la amenaza de una vulneración del derecho colectivo del espacio público. El fallo de primera instancia emitido por el juzgado segundo administrativo de Manizales, le ordena al municipio que un plazo de 6 meses, realice un estudio que involucre todos los elementos recomendados por la Universidad Nacional que sirva de sustento a una eventual implementación de la medida de pico y placa. El mismo deberá contener las varíales; volúmenes vehiculares de entrada y salida de los sectores seleccionados de la restricción, incluyendo análisis de variabilidad a lo largo del día y composición del tráfico. Un análisis socioeconómico que contenga: Censo completo de establecimientos de comercio y servicio, que se encuentren dentro de la zona objeto de restricción. Una clasificación socioeconómica de dichos establecimientos; determinar el número de clientes que son atendidos en dichos establecimientos con definición de qué porcentaje de los mismo arriban en vehículo (particular o público). Deberá también incluir un estudio de variabilidad del parque automotor que establezca cuál es tipo de vehículo o modo de transporte que viene presentando mayores tasas de crecimiento, con el fin de realizar un comparativo con los volúmenes vehiculares para determinar cuál es el tipo de vehículo que más esta impactando la movilidad de la ciudad o de los sectores en los cuales se desea implementar la restricción.