Cargando contenido

El animal podría medir más de tres metros, pesar más de 250 kilogramos y causar un desequilibrio ambiental.

Río La Vieja
Archivo Referencial - Cruz Roja Quindío

Biólogos de la Universidad del Quindío tratan de recolectar un gran pez, conocido como Arapaima, que podría circular en las aguas del río La Vieja, entre este departamento y una zona del Valle del Cauca.

La bióloga Raquel Ivveth Ruiz Calderón indicó que existe el comentario entre lugareños de la cuenca del río La Vieja, que une a los departamento del Valle del Cauca y el Quindío, sobre la presencia de lo que sería un gran depredador que estaría siendo reproducido en un lugar particular y que, al parecer, se extendió al importante afluente.

Vea tambiénMinería podría poner en riesgo al Paisaje Cultural Cafetero

No lo hemos colectado, pero sí aparecen denuncias que advierten que el animal se escapó de unos puntos de reproducción, en el sector de Barragán entre Armenia y Caicedonia. Al parecer lo tenían en un centro de recreación y se extendió a las aguas del río La Vieja”, dijo Raquel Ivveth Ruiz Calderón bióloga, experta en peces.

El animal, conocido como Arapaima Gigans, es un pez amazónico de agua dulce, de grandes proporciones, que, de no controlarse, podría causar riesgo ambiental ya que consume especies endémicas de la región, afectando el equilibrio natural. La docente explicó que “de ser encontrado el animal, esto representaría un drama, pues es un súper depredador”.

Algunos pescadores del río indicaron que se ha visto la presencia de un pez muy grande, pero que podría tratarse de un bagre u otro animal. En sus recorridos por el afluente, los habitantes del sector tratan de tomar fotografías o algún material que sirva de prueba para que los expertos puedan determinar qué tipo de especies es.

Le puede interesarAvistan puma y animales salvajes en el Valle de Cocora (Quindío)

El Arapaima o Pirarucú es el segundo pez de agua dulce más grande del mundo, crece hasta superar los tres metros de largo y vive en aguas poco oxigenadas que lo llevan a salir a la superficie y lograr ser visto por pescadores, poniéndose en riesgo al ser perseguido y codiciado por su carne. El Arapaima se alimenta de otros peces y pequeños animales terrestres, incluso aves que captura cuando caen al agua o dando saltos.

Es considerado también un pez de acuario, lo que lleva a muchos particulares a tenerlo en estanques sin condiciones adecuadas. Los biólogos y otros expertos en el tema se encuentran tratando de recaudar material fotográfico o audiovisual, que permita determinar qué tipo de pez se ha avistado y recolectar pruebas para, si el caso es confirmado, controlar su reproducción.

Cualquier información acerca del avistamiento de este pez puede ser entregada en el programa de Biología de la Universidad del Quindío, para que los profesionales encargados de estudiar peces puedan iniciar las respectivas investigaciones.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido