Un guarda de seguridad fue agredido en el rostro en las últimas horas en la clínica Esimed Pereira, como consecuencia de las dificultades en atención, detonante que acaba con la paciencia de los pacientes. Médicos y personal asistencial hacen un llamado a la calma. Alejandro Ceballos, miembro de Sintrasaludcol y representante a nivel nacional por Risaralda, indicó que pese a esta situación, en la clínica de Pereira se mantiene la normalidad, si se compara la situación con otros centros de atención que están atravesando dificultades por falta de pago de la EPS Cafesalud. Ceballos  se refirió al caso de una persona de seguridad de la clínica, quien fue agredida recientemente, por un usuario a quien trataron de controlar. Hecho que fue puesto en manos de las autoridades para que el agresor responda por lesiones físicas. Indicó el Líder sindical, que el personal médico de este centro no tiene nada que ver con las dificultades en la prestación del servicio, pues añadió que sobre ellos no recae la responsabilidad de autorizaciones y hasta ellos tienen dificultades representadas en atrasos en los pagos, por eso hizo un llamado a la cordura de parte de los pacientes, quienes realizan agresiones verbales a falta de atención. Puntualizó el Representante, que esta serie de hechos solo empeoran el sistema médico en el país, pues las personas que resultan afectadas deben ser incapacitadas, en ese sentido, sería personal menos con capacidad de atender pacientes, por ello invitó a reclamar los derechos pero por las vías de la no violencia.