Cargando contenido

Cerca de 50 niños nacieron en apenas un año en zona de reincorporación en Icononzo (Tolima).

Excombatiente de las Farc con su pequeña hija
Excombatiente de las Farc con su pequeña hija en zona de Icononzo, Tolima
RCN Radio

Luego de 18 meses de la gran marcha de dejación de armas de las Farc hacia las entonces zonas campamentarias, hoy estos territorios se han llenado de bebés y niños.

En el Espacio de Reincorporación de Icononzo (Tolima), donde hace año y medio se diagnosticó un aumento inusitado de embarazos como antesala a los acuerdos, en menos de 12 meses han nacido cerca de medio centenar de niños según Alirio Arango, uno de los líderes del lugar.

“Aquí han nacido casi 50 niños en el último año, lo que es un indicador de los más significativos del compromiso que tenemos los excombatientes con el acuerdo de paz, porque estamos consolidando nuestros proyectos de vida personales y familiares”, dijo.

En ese lugar, poblado por cerca de 300 personas en lo alto de la cordillera oriental, es cada vez más común escuchar dentro de las casas hechas en material prefabricado las risas o los llantos de bebés.

En una de esas casas vive Marina con su pequeña Alejandra. Residen allí apenas con lo básico, una pequeña estufa, un sofá y una cama. Pero el lugar fue dividido en dos para decorar la habitación de la bebé. Nada más entrar hay un televisor sintonizado en un canal infantil.

"Cuando llegamos acá vivíamos en las ‘caleticas’, cómo les llamábamos acá en las Farc".

¿Se refiere a las polisombras que amarraron a unas estacas para cubrirse del frío?

"Sí, y con la bebé vivíamos allí. La bebé en ese entonces tenía dos meses de nacida".

¿Y vive sola con la niña?

"Sí, porque el papá de mi hija es fallecido".

El padre del niño, también miembro de las Farc, murió accidentalmente durante una de las “misiones” que les encomendaban con su propia arma de provisión.

Aseguró que el racionamiento constante de agua se ha convertido en un inconveniente para la creciente población infantil.

Siempre hemos tenido problemas con el agua porque la alcadía no nos ha querido ayudar para construir bien el acueducto. Entonces a veces duramos hasta tres días sin agua, ahí hay dificultades grandes”, dijo.

No obstante, Alejandra goza de buena salud: “Mire que en eso hemos tenido buen respaldo, gracias a Dios. La ARN (Agencia de Reincorporación y Normalización) y la ONU han estado muy pendientes de la salud de todos acá, pero más la salud de los niños”.

Audio

Escuche el informe completo

0:27 5:25

Alirio Arango tuvo un hijo hace varios años, pero solo ahora que espera a una hija tiene la oportunidad de ser padre.

Dijo que “ya soy padre de un joven extraordinario al que no he podido disfrutar, porque el escenario de la guerra y la cárcel me lo impidieron. Pero ahora en este nuevo escenario estamos esperando con mi compañera a una niña, es la oportunidad de saldar cuentas con la vida, de reiniciar nuevos ciclos, de reconstruir...”.

Mucho se ha hablado desde el otro lado del conflicto sobre la que el exfiscal Eduardo Montealegre nombró en su momento como la “política de abortos” de las Farc y que despertó la indignación de la opinión pública. Desde las zonas campamentarias la visión sobre lo que ocurrió en esos tiempos es diferente.

“A la gente hay que enfatizarle que una cosa es lo que dice la propaganda y otra cosa era vivir en el medio de la confrontación, y cuando uno hace parte de un ejército revolucionario sabe que el escenario de la guerra no es un escenario para los niños. Por eso todos éramos conscientes de que no era el escenario propicio para ser padres y madres”, advirtió Arango.

En medio de los callejones que se crean por las uniones de las casas en la zona de reincorporación de Icononzo se ven muñecos, coches, carros de plástico y en los tendederos se ven blusitas, medias diminutas, mamelucos y cobijas con personajes de dibujos animados. Dicen en las zonas de reincorporación que esos niños son la prueba viva del compromiso con el mantenimiento de la paz.

Fuente

RCN Radio

Encuentre más contenidos

Fin del contenido