Luego de concluir una indagación preliminar en la que fueron revisados más de 56 millones de facturas, la Contraloría General de la República señaló que el monto del daño al patrimonio por parte de Electricaribe, en cuanto al uso indebido de los subsidios de energía en la Costa Caribe, ascendió a $216.894 millones. Según el organismo de control, Electricaribe incurrió en esta práctica durante seis años continuos y comprenden las vigencias julio de 2011 a julio de 2017. Para la Contraloría, la compañía no aplicó en las facturas de los usuarios la totalidad de los descuentos correspondientes al subsidio que les otorga el Fondo de Energía Social (FOES) a la población de los estratos 1 y 2 de zonas especiales y destinó estos recursos a la disminución de sus pérdidas. La Contraloría Delegada de Minas y Energía, que realizó esta indagación preliminar, encontró que de 56´751.704 facturas revisadas, 48´405.622 presentan irregularidades en la asignación de estos recursos. En total, usuarios de 183 municipios del mercado atendido por Electricaribe resultaron afectados.

Afectación

El informe de la Contraloría da cuenta de que los municipios más afectados en cada departamento son, Atlántico (Barranquilla con $30.308 millones); Córdoba (Lorica con $10.683 millones) y Bolívar (Cartagena con $19.046 millones). También se encuentran Magdalena (Santa Marta con $8.203 millones); Sucre (San Onofre con $2.453 millones); La Guajira (Maicao con $7.935 millones); y Cesar (Valledupar con $2.602 millones). Para el caso del Atlántico, Barranquilla tiene el mayor número de facturas afectadas en este departamento: 5 millones 72 mil 96 (5´072.096); en Córdoba, el municipio de Ayapel, (496.716). De igual forma en Bolívar, Cartagena (3´425.212), en Magdalena, Santa Marta (1´462.524); en Sucre, San Onofre (563.222; en La Guajira, Maicao (1´289.976); y en el Cesar, Valledupar (618.296).