Cargando contenido


El ministro de Salud, Alejandro Gaviria, aseguró que en un plazo de tres a cinco años debe ser sustituido el uso de asbesto en el país.

En un debate de control político citado por la comisión séptima del Senado de la República, el ministro Gaviria aseguró que el Gobierno Nacional se compromete a trabajar de manera ordenada para que el mineral sea sustituido en el país.

"Sabemos de los efectos que produce, pero acá también se debe respetar el derecho al trabajo, por eso pienso que en una transición de cinco años podemos hacer su sustitución, para esto necesitamos de la concertación de una mesa de trabajo que sea ordena y concertada", sostuvo el ministro Alejandro Gaviria.

Gaviria indicó que el asbesto es una sustancia cancerígena tipo 1, sin embargo esto no implica que su suspensión deba hacerse de manera inmediata.

"Hay sustancias que causan más problemas que el asbesto, un ejemplo de esto es el cigarrillo, ahí qué se hace, para eso tenemos una regulación estricta", agregó el funcionario.

La respuesta del ministro Gaviria se dio luego de la citación de la senadora Nadia Bler Scaff, quién pide que su suspensión se produzca de manera inmediata tal y como ocurrió con el glifosato.

En la actualidad no hay un censo sobre el número de personas que estén enfermas por causa del asbesto, sin embargo según cifras internacionales se estima que anualmente hay 320 muertes. Cáncer de pulmón y de laringe son algunas de las principales enfermedades causadas por el asbesto, según las cifras entregadas en el Congreso de la República.

Se estima que en el país el asbesto se utiliza en la elaboración de más de 3.000 productos, incluyendo llantas, tuberías y pastillas de frenos.