A menos de un mes la tradicional ceremonia del Te Deum, que se lleva a cabo cada 20 de Julio en el día de la Independencia de Colombia no se desarrollaría este año por cuenta de la suspensión que fue decretada por el Consejo de Estado.

Lo que trascendió es que a pesar del recurso de súplica que interpuso el Gobierno frente a la demanda de nulidad para tumbar dicha ceremonia, el Consejo de Estado en su Sección Primera confirmó la suspensión mientras que se resuelve de fondo.

Dentro de la demanda se advierte que con el Decreto 770 de 1982, que reúne las celebraciones en el Día de Independencia y la ceremonia del Te Deum, que tiene como finalidad dar gracias a Dios por beneficios concedidos a los fieles, se está desconociendo la libertad de cultos y la diversidad religiosa.

El abogado demandante, Miguel Angel Garcés Villamil, explicó en RCN Radio que tras un proceso desde el 2014, el Gobierno tendría que excluir la ceremonia del Te Deum dentro de los protocolos que se desarrollan en la conmemoración del Día de Independencia.

"Pienso que el Consejo de Estado deberá adoptar una decisión en Derecho con relación a lo que es la constitución y los pronunciamientos de la Corte Constitucional; el primer análisis que hizo en la decisión de la medida cautelar y que hoy tiene suspendida la norma lo que ha hecho es estar de acuerdo con las ideas que se expusieron en la demanda", señaló el jurista.

De igual forma se conoció que dentro del proceso fue anulada la audiencia en la que se conocerían detalles y los argumentos tanto de la demanda como del demandando para este tema, pero por cuenta de la excusa que presentó la Procuraduría no se realizó la diligencia que estuvo programada el pasado 5 de junio.

Así las cosas, no hay certeza de que haya una decisión final por parte del Consejo de Estado frente a si el Te Deum se sebe permitir o si de ahora en adelanta esta ceremonia religiosa no podrá ser incluida dentro de las celebraciones tradicionales del Día de Independencia de Colombia.